PSOE-A critica las “políticas de ultraderecha” de Moreno Bonilla

El secretario de Organización del PSOE de Andalucía, Noel López, ha lamentado hoy que Moreno Bonilla esté aplicando “políticas insensibles de ultraderecha que hacen mucho daño” a Andalucía, con rebajas fiscales para los más ricos que harán que la región se convierta en “un paraíso fiscal para el 0,2% de la población, los que más tienen, y un infierno social para el 99,8% restante de andaluces y andaluzas ante el recorte de servicios públicos”.

López ha advertido de que Moreno Bonilla se ha convertido en “un problema para los andaluces”, teniendo en cuenta la repercusión negativa de su gestión en las y los andaluces, y “también para Feijoo, porque quien marca la agenda política se llama Moreno Bonilla y Ayuso”.

“Moreno Bonilla continúa con su campaña de marketing y publicidad a bombo y platillo para intentar hacer creer que sus medidas benefician a la gente, pero es mentira. Sólo favorece a 17.000 privilegiados, el 0,2% de la población, que tendrán 100 millones de regalo”, ha explicado, dejando claro que “el 99,8% de las y los andaluces no va a tener ni la pedrea, pero al 0,2% le va a tocar el Euromillón”.

El dirigente socialista ha recordado que el PSOE llevó al Parlamento andaluz sus propuestas y medidas de ayuda a las familias ante la subida de precios, “pero recibimos el no del gobierno de Moreno Bonilla” a ampliar la bonificación del transporte, ayudar a las familias a sobrellevar la hipoteca, bajar tasas, ayudar a las familias vulnerables y a los autónomos o a bonificar las guarderías para las rentas medias.

En este sentido, ha criticado que Moreno Bonilla prefiera dar “cheques fiscales a sus amigos eliminando el impuesto de patrimonio y deflactar el tramo autonómico del IRPF, que hará que un andaluz medio deje de abonar 14 euros anuales, con lo que, como diría Mariano Rajoy, no tendría ni para una bolsa de chuches”.

A Moreno Bonilla se le cae la careta de moderado. Es el presidente de los ricos, los poderosos y los privilegiados, mientras las arcas públicas pierden 100 millones para sanidad, educación o dependencia”, ha dicho López, que recuerda los diez días para esperar una cita médica, los 900.000 andaluces en lista de espera, el cierre “en cascada” de aulas educativas y colegios rurales, los 84.493 andaluces y andaluzas que espera a acceder al servicio de dependencia o los casi 800.000 parados de la tierra.

Moreno Bonilla, “sumiso y obediente” con los poderosos

Para López, Moreno Bonilla no conoce la realidad pero tampoco quiere informarse de ella, a la par que ve con curiosidad el hecho de que el PP afirme que pretende equiparar Andalucía con Europa con esta bajada de impuestos a los ricos pero después diga no a otras medidas en línea con las impulsadas desde Europa como el impuesto a los bancos o a las empresas energéticas. “Se revela que está junto a los poderosos”, apostilla.

Por último, ha lamentado que Moreno Bonilla sea un presidente “altanero” pero “sumiso y muy obediente con los poderosos” y le ha exigido “empezar a trabajar para equiparar Andalucía con el resto de España”, al estar en las últimas posiciones en inversión en sanidad y educación.